5 consejos para que tu negocio sobreviva en tiempos de Covid

A la mayoría, la crisis sanitaria y la consecuente crisis económica derivadas del Covid nos han pillado por sorpresa. Seguro que si hace un año te dicen que tienes que cerrar tu negocio porque la gente tiene prohibido salir a la calle hubieses dicho que ni de coña… Pero, lamentablemente esto es así, y aunque todos estamos de acuerdo en que esta pandemia es una mierda, algunos realmente se las están viendo y deseando para mantener sus negocios a flote.

Nos encantaría poderos decir que los 5 consejos que os vamos a dar hoy van a solucionar todos vuestros problemas (¡ojalá!), pero en La No Agencia no mentimos. Lo que sí que os podemos decir es que esperamos que os puedan servir de guía para afrontar los tiempos de pandemia que nos ha tocado vivir. Así pues, vamos allá: 5 consejos para que tu negocio sobreviva a la pandemia.

1. Dale una vuelta a aquello que vendes

Lo que más ha cambiado con la pandemia es la manera en la que vivimos y nos relacionamos con nuestro entorno, y como consecuencia, la forma en la que consumimos y aquello que consumimos también ha variado.

A no ser que seas un deportista profesional, pregúntate, ¿cuánto ha crecido tu alijo de chandals y ropa cómoda en los últimos meses? Igual te parece irrelevante, pero si eres de los que dormía con la camiseta de las Olimpiadas del 92 y de repente has tenido que hacer sitio en el armario para meter todas las prendas de estar por casa adquiridas desde que empezó el Covid, sabes de lo que te estoy hablando.

Lo mismo pasa con productos tecnológicos, muebles de oficina, pesas y material deportivo o incluso con electrodomésticos de cocina. Ahora estamos en casa y por tanto, consumimos mirando hacia dentro y pensando en encontrar alternativas domésticas a tareas que hasta ahora realizábamos fuera del hogar. Así que, todo aquello que vendías es susceptible de haber quedado relegado al olvido.

Lo primero que debes hacer es plantearte si aquello que ofertas tiene demanda en la actualidad. Revisa tu catálogo de productos y hazte las siguientes preguntas:

¿Vendes algo que haya dejado de ser relevante?

Si es así, ha llegado el momento de dejar de gastar energía en ello. Probablemente lo mejor que puedes hacer es quitar estos productos de tu lista de catálogos o mirar de cambiarlos de alguna manera que permita que la gente los siga consumiendo.

Vigila también con lo de saltar de cabeza a vender productos “pandémicos”. ¿A qué nos referimos con esto? Básicamente a la gran cantidad de marcas y empresas que de repente se han lanzado a vender objetos relacionados con la pandemia (mascarillas, geles, etc.): ¿qué pasará con ellas una vez termine todo esto? Si vas a hacer algo así, piensa un plan B, para cuando se agote la vida de tus productos. Igual ahora te cuesta ver el final de todo esto, pero tarde o temprano llegará, y debes estar preparado para ello.

¿De los productos que vendes cuáles son los más relevantes para los consumidores?

¡Poténcialos! Conviértelos en las estrellas de tu catálogo porque justamente son aquello que la gente está buscando. Si antes hacías un 2×1 en vaqueros, ahora hazlo en leggins. Si anteriormente llenabas las vitrinas con zapatos de fiesta, ahora hazlo con zapatillas molonas. Sé consciente de cuál es la realidad actual (incluida la tuya) y adapta tu negocio a ella.

Además, siempre puedes optar por hacer una línea de productos o servicios especiales para los tiempos que corren: abre una e-commerce, reparte tus productos a domicilio, prepara menús para llevar, etc.

2. A tope con el trato personalizado

Puede que no te permitan tener tu negocio abierto pero eso no implica que vayas a desaparecer. Tienes dos grandes cosas a tu favor: nadie conoce a tus clientes mejor que tú y vives en la era de las redes sociales. ¡Aprovéchalo!

Diferenciate de las grandes plataformas de venta online al seguir ofreciendo un trato personalizado. Usa las redes para hablar con tus clientes, mantenlos informados de lo que va a cambiar (o no) en tu negocio. ¿Siguen disponibles todos los productos?, ¿envías a cualquier lugar?, ¿cuál es el tiempo de entrega de los productos?, ¿has tomado alguna medida especial de cara a la pandemia?, ¿volverás a abrir cuanto todo esto termine?

Hablar con tus clientes es la mejor manera no solo de mantener su fidelidad, si no también de conocer sus necesidades actuales en relación a tu negocio.

3. Abre la mente

Es cierto que nadie contaba con que algo así fuera a pasar, pero ahora que ya ha pasado, no tienes excusa para que te pille por sorpresa de nuevo. Así que, analiza todos los cambios que estás haciendo y decide cuáles de ellos vale la pena mantener una vez las medidas contra el Covid desaparezcan.

Abre tu mente y evita que lo que te ha paralizado en esta ocasión vuelva a hacerlo en un futuro. Es decir, si el teletrabajo te ha permitido mantener tu negocio a flote, ¿por qué volver a la oficina dentro de unos meses? Si el reparto de pedidos a domicilio ha funcionado, ¿vale la pena mantenerlo como una característica más de nuestro negocio? Integra los cambios antes de volver corriendo a las prácticas anteriores.

Reflexiona sobre todo ello y mantente al día de las decisiones que tome el Gobierno en relación a las normativas que influyan directamente en tu negocio. Esta pandemia nos pilló sin un plan B, pero para la próxima crisis (aunque esperamos que no la haya) tendremos plan B, C y D.

4. Apuesta por el marketing digital

Si no lo hacías aún, se te han terminado las excusas. Ahora que el Covid ha invadido nuestro día a día y nos ha obligado a estar muchas más horas en casa, todo aquello relacionado con Internet está en auge.

Si aún no habías dado el salto al mundo virtual, es la hora de hacerlo. Si ya lo habías hecho pero potenciabas más el canal de venta físico, invierte los pesos y apuesta ahora por lo digital.

Invierte en marketing digital y abre nuevas vías de venta para tu negocio. Por cada puerta física que se cierra, se abre una ventana virtual. ¿A qué estás esperando?

5. No te rindas

Aunque haya días en los que lo único que te apetezca sea quedarte debajo del nórdico, ¡no te rindas! Recuerda que probablemente cuando abriste tu negocio físico no tenías ni idea de lo que hacías y aún así conseguiste encontrar la manera de hacerlo funcionar hasta ahora. ¿Por qué esta vez iba a ser diferente?

Lo que no te mata te hace más fuerte. Te lo dicen dos que decidieron emprender 15 días antes de la gran pandemia mundial y aquí seguimos… Así que ¡ánimo!

Recuerda que siempre puedes ponerte en contacto con La No Agencia, realizaremos un plan de marketing digital personalizado para tu empresa o negocio. Llevamos tus ventas a lo más alto para que tú disfrutes de las vistas.

No comments
La No Agencia5 consejos para que tu negocio sobreviva en tiempos de Covid